¿Su chimenea hace humo?

No, su chimenea no hace humo. El humo lo produce el fuego en el interior de su chimenea o estufa, y ello obviamente es normal.

Lo que no es normal es que el humo procedente de su estufa o chimenea, en lugar de evacuarse por la correspondiente salida de humos se esparza por el interior de su vivienda, produciéndose lo que se entiende por revoco de humos.

Sobre tiro de chimeneas, que nosotros sepamos, nadie se ha aventurado a realizar tesis doctoral alguna. Por algo será…

Los humos deben ser evacuados por una chimenea. Una chimenea es un conducto construido para que soporte las altas temperaturas de los gases de combustión, y en su caso hasta un posible incendio de la propia de la misma. Además debe generar una depresión que en el peor de los casos ha de ser de 12 Pa. En las instrucciones de instalación y uso de toda chimenea y/o estufa encontrará la depresión necesaria para su correcto funcionamiento.

Los gases de combustión son evacuados por la chimeneas por convección, propiedad física que hace que los gases calientes al pesar menos que los fríos sigan siempre una trayectoria ascendente.

La longitud y la sección del conducto de humos son fundamentales para el tiro.

Su chimenea hace humo

Su chimenea hace humo

Pueden considerarse chimeneas, aquellas construidas en obra o metálicas de tubo doble con el correspondiente aislamiento. No son adecuadas las conducciones de fibrocemento ni las metálicas de simple pared. En estas últimas, los humos se van enfriando en su trayectoria ascendente provocando además de mal tiro y revoco, condensación y los consiguiente chorretes de brea, alquitrán o chapapote.

Al final de la salida de humos del conducto de su chimenea o estufa, debe colocarse un sombrerete anti revoco para evitar que en determinadas condiciones atmosféricas y de viento pueda quedar perjudicado el tiro. No recomendamos ni sombreretes giratorios ni esféricos, estos últimos son destinados a ventilación y no a salidas de humos.

Además la chimenea debe ser el elemento más alto de su casa, debiendo sobresalir 40 cm por encima del caballete o punto más elevado de la construcción.

Existen altísimas posibilidades de mal tiro si no es observada esta norma, al igual que si en la proximidad de nuestra salida de humos existen edificaciones o árboles más altos que nuestra chimenea. Lo mismo sucede si nuestra construcción está en un valle y próxima a montañas altas.

Las chimeneas y/o estufas, si están homologadas, nunca son causantes de revoque de humos. En su caso lo puede ser una determinada instalación.

Hoy en día, los mejores fabricantes de chimeneas y estufas disponen de importantes departamentos de I+D y de laboratorios altamente preparados. El objetivo es construir aparatos cada vez de mayor rendimiento y con menores emisiones de CO, CO2, NOx y partículas de ceniza sólidas en suspensión. Cuando más rendimiento tenga una estufa o chimenea, más fríos saldrán los gases de combustión de la misma. Se trata de conseguir el rendimiento máximo para estos equipos que funcionan cerrados per manteniendo los gases a la temperatura mínima necesaria para que se produzca el tiro de forma espontánea.

Es importantísimo leer y entender las instrucciones de uso de su estufa o chimenea. Debe asegurarse que el conducto de humos garantice la depresión mínima y necesaria requerida por su aparato. Utilice el tipo de leña que se le indica y asegúrese de que ésta está seca (máximo 20 % de humedad). Cargue la cantidad de leña que se le indica.

Una vez encendida su estufa o chimenea (con un poco de leña fina que produzca llama y poco humo) y dotada con la correspondiente carga no debe abrirse nuevamente el hogar hasta que en el mismo haya presencia únicamente de brasa, y ya no queden llamas.

En todo aparato de calidad (alto rendimiento y combustión doble y lenta) es normal que pueda salir humo del hogar si este se abre cuando no se debe. Esto no sería motivo de reclamación, si no de la demostración de un mal uso del aparato.

Al igual que a nadie se le ocurriría bajar de un coche en marcha, y esperaría a que el vehículo estuviese totalmente parado para descender del mismo, en una estufa o chimenea cerrada deberemos esperar a que haya brasa para abrir la puerta y proceder a una nueva carga.

Los comentarios están cerrados.